Skip to content Skip to footer

¿Para qué y quién conectamos con otros?

Conectar sin estar presentes 

¿Cómo puedo conectar con otros a través de lo que estoy escribiendo? Esta ha sido una pregunta que ha estado presente en mi vida desde creo yo, mis últimos años de secundaria -eso quiere decir hace unos 11 años o más- Y fue de hecho, una de las principales razones por las que estudié la carrera de comunicación. 

Durante mucho tiempo quise que las cosas que hacía o escribía lograran conectar con las personas a las que me dirigía. Esa era mi mayor meta. Que las personas se sintieran atraídas por lo que les estaba diciendo y mostrando; tan atraídas que en algunas ocasiones -cuando lo ameritaba- llegasen a comprar algo que estaba promocionando o que fuesen a algún lugar del cual yo estaba hablando. 

Sin embargo, conforme fueron pasando los años y paralelamente mi relación con Cristo fue creciendo y profundizando más; me di cuenta que la ecuación de esa meta no estaba completa, hacía falta algo; y ese algo era lo más importante ¿cuál era el objetivo final por el cual era importante conectar con las personas?.

Conectar para crear un vínculo 

Definir cuál era y es, en la actualidad, el objetivo final por el cual es importante conectar con las personas a través de lo que hago -de lo que hacemos- es algo fundamental. De lo contrario no podríamos tener claro si realmente las personas se sienten identificadas y quieren saber más sobre lo que les estamos comunicando. Pero más allá, es importante definirlo porque de no hacerlo, podríamos perder la oportunidad de vincularnos y generar una relación -inclusive profunda- en vez de solo ser un emisor y receptor sin ningún tipo de contacto y totalmente impersonales. 

Podrías preguntarte ¿qué tiene que ver esto con lo que conté sobre mi relación con Cristo? Pues, debo decir que tiene mucho que ver. Porque conforme esta se fue profundizando más y más, yo me di cuenta que mi meta no debería estar enfocada en que más personas compren un producto o vayan a un lugar. Más bien, viendo el impacto que puede generar un discurso, un artículo, una noticia, una publicación, un video e inclusive una fotografía bien pensada y estratégicamente utilizada; era necesario reenfocar esa meta para algo verdaderamente importante, para algo que transforme vidas, para conectar a las otras personas con Cristo. 

Jesús como el ejemplo de lo que se debe hacer 

Constantemente, en los evangelios de Juan, Lucas, Mateo y Marcos; podemos observar cómo Jesús fue el mejor ejemplo en cuanto a conectar con las personas. Cuando Jesús enseñaba, lo hacía en escenarios diferentes y hacia públicos totalmente diversos; aún así, lograba que no solo escuchasen su mensaje – su mensaje de Salvación- sino también que quienes escuchaban, lo siguieran y creyeran en Él.

Jesús tenía definido un objetivo claro y todo lo que hablaba y hacía iba acorde con eso. Él conectaba de una manera profunda con todos. A través de sus parábolas se le veía como ese mensaje que estaba hablando podía aplicarse a la cotidianeidad de un recaudador de impuestos, una mujer con muchos maridos o un pescador.  Y aún así aunque la persona no se dedicase a alguna de esas cosas, podría aplicar a su vida.

Conectar para conectar con Jesús 

Hace más de 11 años, cuando estaba en la secundaria y estaba ansiosa por poder estudiar y ser una profesional en una carrera cuyo objetivo es comunicar y conectar a las personas a través de un medio en específico, no se me pasaba ni por la mente que a través de la comunicación podía ser una herramienta para conectar a más personas con Cristo. 

Tuvieron que pasar varios años para que entendiera cuál era el propósito del por qué desde que estaba en la secundaria sentía esta atracción inexplicable por la comunicación. Por muchos años me veía escribiendo y contando historias sobre personas -desde el inicio yo supe que para poder generar una reacción e inclusive un impacto en las personas, tenía que conectar con ellas a través de lo que escribía; eso lo tenía muy claro-. Pero lo que con el tiempo me fui dando cuenta es que de nada sirve conectar con alguien si no voy a tener un objetivo final o peor aún, si lo que estoy buscando es darle ‘alegría’ o ‘esperanza’ a alguien a partir de algo banal y superficial que no trae nada bueno. 

Conforme mi relación con Dios fue avanzando y madurando y, conforme este entendimiento de la importancia de poder conectar con otros se fue haciendo más grande, pude caer en cuenta que la principal razón para conectar con otros a través de un artículo, una publicación, un video, una imagen o un texto en general debería ser y es, porque esta es una oportunidad inimaginable e increíble para poder acercarlos a Cristo e invitarlos a que puedan iniciar una relación personal y profunda con Él. 

Es por esta razón que te animo a que a la hora de compartir y/o publicar algo, puedas hacerlo en miras a poder llegar a otras personas y ser un puente para que ellos puedan conectar y tener una relación personal con Cristo. 

Leave a comment

Misioneros Digitales © . All Rights Reserved.